8.6.09

FOOTLOOSE

Hoy se cumplió un mes desde que me pusieron los tornillos de titanio en la rodilla. Hoy también cumplió mi abuelita Gloria Maxima, alias "laabuela", y mi tío Santiago alias "el tío que cumple años el mismo día que la abuela", pero de eso escribiré en otro momento. Joder coño, y dale y dale y dale sombras. Y la cosa ahora está más o menos así:


Cuando digo la cosa me refiero a la rodilla. Los tornillos que podrán apreciar en la placa de acá arriba, son esos con forma de larva de dengue, y aunque son bastante más grandes de lo que se ven, la verdad ni se notan ni se sienten. Eso es bueno. Espero. Ya me recuperé del shock de las enfermantes (enfermeras tan pero tan feas que te hacen doler con solo mirarte), ya revolié las muletas hace rato, ya me sacaron los puntos (la mitad creo que los perdí haciéndome el loquito mientras me subía apurado al 19) y la rodilla señoras y señores, vuelve a tener forma de rodilla. Ring! todas las mañanas suena el despertador y tengo que huir para kinesiología donde me espera el kinesiólogO, porque kinesiólogas que estén buenas nadie conocía hasta que empecé a hacer la rehabilitación y era demasiado tarde para pedir el cambio. Hijos de puta: apenas pueda patear de nuevo, en 6 o 7 meses, me las van a pagar! Ring! el despertador suena 2, 3, 4 veces más. Eventualmente me bañaré (ya sin tener que llenarme la pierna de papel Foil y cinta adhesiva para que no se moje la cascarita, porque un enfermito como yo se arranca las cascaritas antes de que le salgan), saldré caminando tan apurado como la humedad y el frío me lo permitan, y estaré en la puerta del que me dijo "venite cuando quieras" para escuchar como la secretaria (que es fruto de la desazón de un trio lésbico entre la madre del gordo motoneta, Susan Boyle y la empleada municipal de gasalla) me dice "tratá de venirte más temprano la próxima vez"...
El viernes, a pesar de todo esto que me toca vivir cada mañana, me emocioné cuando logré dar una vuelta completa de los pedales de la bici fija sin que se me trabe la pierna. Después me puse como el orto porque un viejo de 90 y pico que se está recuperando de un accidente cerebro vascular puede levantar las piernas mejor que yo, con toda la garra que le pongo a los ejercicios.



Me sentí un Maldelbaum de Seinfeld. Si hubieras leído el cuento corto que publiqué hace poco en este mismo blog, verías que cuando el destino se ríe socarronamente de mí, no es en joda.
El viernes también me crucé con un traba adolescente en el ascensor del kinesiólogo. No me pregunten porqué pero en el edificio de mi kinesiólogo, que tiene una radio de un lado y un lavadero de autos que se escucha desde el 5 como sopletean las alfombras con aire comprimido del otro, ya nada me sorprende. I see weird people! Hay trabas y trabas, pero este no está consumido por no por ir al gimnasio, sino porque pobre es tan feo que seguro le pagan con muestras gratis de cucatrap.
En ese edificio pasan cosas raras. Creo que por ahi vive "el Gordo motoneta" así que en cualquier momento voy a dejar un identikit a ver si mi pálpito es real, aunque sea para darle una caja de forros a la madre. Primero porque es un gordo hijo de puta, y siendo la madre puta por parte del gordo, mal no le van a venir. Segundo porque si llega a tener otro hijo como el gordo, seguro va a terminar siendo un candidato testimonial, y en este país no nos podemos dar el lujo de tener más de esos.
Y vos que te fumaste todo este choclo de incoherencias dirás y qué carajo tiene que ver footloose a todo esto. Y yo te responderé igual que el contestador de mi celular: "hola soy Kevin Bacon, dejá tu mensaje después de la señal ... PIIIIII".

1 comentario:

Andru dijo...

hola querido!!!
estoy susceptible y me impresionó la radiografia...................

ja!
gracias x acordarte de esta humilde servidora.... y sì.... la instrucciòn en el nivel medio me tiene hasta las manoplas, pero bueno, ya volveré!!!...
tengo ganas de sentarme a escribir y salir a sacar fotos nuevamente.

te dejo un beso!! y hasta prontillo